Rambo: Acorralado parte 2

rambo-acorralado-parte-2-cine-80

Rambo es excarcelado y enviado de vuelta al Vietnam con una nueva misión: averiguar el paradero de unos soldados norteamericanos desaparecidos. Tras saltar en paracaídas en la jungla, portando únicamente un cuchillo y un arco con flechas, se le dice que no ataque al enemigo y que sólo haga fotografías de reconocimiento. Pero el plan no saldrá como estaba previsto…

Rambo: Acorralado parte II (George Pan Cosmatos, 1985), comienza 5 años después de los hechos ocurridos en la primera parte. En ella, vemos como John Rambo cumple condena en prisión, cavando en una cantera.

El director no tarda mucho en meternos de lleno en el asunto principal del film, y este no es otro que el de ofrecerle a Rambo la reducción de la condena a cambio de realizar una misión de reconocimiento en Vietnam en la que tomar fotos sobre un posible campo de prisioneros de guerra.

Puestas las cartas sobre la mesa, previa escena de presentación entre el coronel Trautman, el propio Rambo y los mandos y oficiales de la misión , donde rápidamente podemos hacernos una idea de que pie cojea cada personaje, se pasa directamente a la acción y al meollo de la cuestión ( como diría el profesor Keating).

Es aquí donde más diferencia encontramos con la primera entrega, además de ser bastante más plana que su precuela, tienes la sensación de estar en un continuo deja vu, principalmente por las persecuciones al bueno de Johnny, unas veces con algún prisionero al que ha rescatado, otras con la contacto vietnamita que le acompaña y otras el solo…

Asimismo, meten al ejercito ruso en un intento de darle un poco más de profundidad a una historia un tanto hueca, pero sin embargo vuelve a repetirse el bucle de persecuciones, explosiones y muestras de buena-mala puntería por parte de uno y otro bando.

La ambientación por otra parte esta muy bien lograda, con unos efectos especiales que no han envejecido mal y una acertada y efectiva banda sonora (Jerry Goldsmith).

Llegados a este punto, no podemos sino hacernos ciertas preguntas que se nos pasan por la cabeza al visionar el film como, ¿Tiene algo que ver el coronel Trautman con nuestro añorado Gila? ¿Es la escena del beso entre Rambo y la contacto vietnamita una de las más predecibles de la historia del cine? Al ver luchar a Rambo el solo contra 2 ejércitos, ¿cabría preguntarnos si el oráculo de Matrix estuvo demasiado tiempo atendiendo el horno de las galletas? ¿En qué momento muere, si es que lo hace, el mando ruso que lo tortura? ¿Por qué el rubio de gafas de sol se escapa de rositas?

Como conclusión y para no destripar mucho más la película, podemos decir que Rambo II no llega al nivel de calidad de su predecesora pero tampoco es el truño que muchos nos quieren vender, una buena película de acción ochentera, con una muy buena banda sonora aunque un tanto predecible y repetitiva, pero que se deja ver si lo hacemos sin muchas pretensiones.

 

frases-rambo-acorralado-parte-2Trautman: ¿Cómo vivirás Johnny?

Rambo: Día a día…