Pacto de sangre (1988)

pacto-de-sangre-pumpkinhead-posterDespués de perder a su hijo en un inesperado accidente, Ed Harley (Lance Henriksen) se adentra en el bosque en busca de la bruja que allí habita para pedir venganza contra los jóvenes culpables de la muerte de su hijo. Despertarán al Pumpkinhead, un demonio salido del infierno con ansias de venganza y que no se detendrá hasta consumarla.

Ya llevaba tiempo queriendo hincarle el diente a esta película y ahora que estamos en vísperas de Halloween creo que es el momento perfecto para hablar sobre ella. Es cierto que no hay alusión alguna en el film a que la acción transcurra durante esta festividad pero no me negareis que con sólo oír su título original ya empiece a oler a truco y trato.

La película está dirigida por Stan Winston (1988) un creador y supervisor de efectos especiales que ganó bastante popularidad por su excelente trabajo en películas como Terminator y Aliens el regreso (ambas de James Cameron) y que decidió probar suerte como director con Pumpkinhead o como se conoció en España, Pacto de sangre.

El film es la clásica historia de terror y venganza contra un grupo de adolescente que serán carne de cañón para el monstruo que irá eliminándolos uno a uno al más puro estilo Creepshow o Historias de la cripta, de hecho bien podría haber formado parte de una de ellas si se hubiera recortado un poco su duración.

Como la mayoría de las películas de terror y monstruos el punto flaco radica en los bandazos que suele dar el guion, motivo por el que se ven algo atropelladas y absurdas algunas reacciones de los protagonistas, como el inminente arrepentimiento del padre o las reacciones de los adolescentes que son para echarlas de comer a parte.

Aun así no son más que los típicos defectos de una peli de monstruos, aquí nadie esperaba El Padrino y si obviamos eso, tenemos una película con una ambientación muy bien creada, el juego de colores azules y anaranjados como en la cabaña de la bruja están genialmente conseguidos dándole un aspecto de auténtico cuento de terror.

Por supuesto no hay que olvidar el diseño de Pumpkinhead, habiendo trabajado en Terminator y Aliens no podíamos esperar un diseño pobre o cutre, el monstruo luce genial con un aspecto humanoide espeluznante y que recuerda mucho al de nuestros queridos xenomorfos.

Puede que tenga momentos algo torpes en su ejecución pero es muy entretenida y tiene una atmósfera genial que os atrapará desde el inicio con una duración perfecta para sus características. Como ya indicara hace unas semanas @justaida3 en su blog, the bloody princess, película muy recomendable para estas fechas. Y para los que tengáis ganas de más, podéis pasaros por el post que publicamos el año pasado recomendando películas de miedo para ver en halloween o la lista de películas de los 80 para ver en halloween que creamos esta semana.